lunes, 15 de abril de 2013

ETA está más viva que nunca gracias al PP

Cospedal ahora dice que IU-Andalucía tiene relación con ETA, e insta al presidente socialista andaluz a explicar esa supuesta relación. Esto se suma a las supuestas relaciones de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca tiene tambiéncon ETA. Y es que, a estas alturas, para el PP parece ser que todo el mundo es ETA (y el que piense lo contrario, es que es de la ETA).

En medio del mayor escándalo de corrupción de la historia de la democracia, el PP, en vez de limpiar su propia mierda, se dedica a soltar barbaridades en cada declaración pública. En los últimos meses el PP no sabe donde meter la cabeza y da palos de ciego, Cospedal a la cabeza. Solo tiene tres excusas en la boca para todo: Marca España, ETA y herencia recibida. Y están empezando a quemar tanto esas tres excusas que terminan banalizándolas, y ellos son los primeros que deberían saber que el terrorismo es una cosa bastante seria como para ir soltándola como excusa cada dos por tres.

No solo están insultando a aquellos a los que pretenden insultar, sino que lo hacen también a los que han sido victimas del terrorismo, muchos de ellos compañeros de su propio partido; pero supongo que les da igual… todo sea por el bien de la Marca España.

Un año y medio después del cese definitivo de la violencia por parte de ETA, la organización terrorista sigue más viva que nunca gracias a las declaraciones constantes de los dirigentes del Partido Popular. Y es que casi podría parecer que al PP le viene bien usar el miedo al terrorismo como arma política.

¿Quién hace apología del terrorismo sino aquel que ve terroristas en cada esquina sin ningún tipo de indicio suficiente, y lo difunde en público sin importarle las consecuencias? ¿No están acaso provocando ellos mismos la violencia de la que acusan al insultar de tal manera como es una comparación con terroristas? Cualquier malpensado pensaría que incitan a la violencia para, una vez la violencia surge, usarla como excusa. Pero claro, eso es de malpensados, demagogos… y seguramente terroristas.